La información sobre el certificado energético

Un certificado de eficiencia energética es un documento que resulta del proceso de una certificación energética de cualquier inmueble, esto recoge información sobre los elementos constructivos del inmueble y de sus instalaciones; dicho certificado le otorga a la vivienda una calificación energética basándose en todas las emisiones de dióxido de carbono hacia la atmosfera y del consumo de energía. Este certificado para los edificios se obtiene mediante una visita que realiza un técnico certificador, calcula el certificado energético y lo registra en la administración correspondiente.

Este proceso genera una etiqueta de eficiencia energética en el cual, con un código de color clasifica los inmuebles según una escala energética establecida; que va desde la A, con los inmuebles más eficientes, hasta la G, con los inmuebles menos eficientes. Todo propietario de una vivienda que ponga en venta o alquiler su propiedad, está en la obligación de disponer del certificado energético; además, los edificios en nueva construcción también deben contar con la calificación energética.

El objetivo de un certificado de eficiencia energética es el de concientizar a los futuros compradores e inquilinos de la gran importancia de habitar una vivienda mucho más eficiente, también con la intención de informar sobre el comportamiento energético del inmueble, para tener en cuenta que con una mejor calificación energética será menos el gasto de energía y por consiguiente menores serán las facturas anuales. Dicho certificado tiene una validez de diez años y es responsabilidad del propietario realizar la renovación; del mismo modo, el propietario puede proceder a realizar una actualización si lo considera necesario, por variaciones en aspectos como remodelación que puedan modificar el certificado energético actual.

Los certificados energéticos los realiza en técnico competente, y estos son aquellos en posesión de cualquiera de las titulaciones académicas y profesionales con respecto a la redacción de proyectos, dirección y/o ejecución de obras; y dichas titulaciones son de arquitecto, ingeniero y las titulaciones técnicas correspondientes. Le técnico certificador visita el inmueble y toma los datos y medidas de las estancias y superficies, además recopila información sobre los datos catastrales, los materiales, sistemas constructivos y las instalaciones presentes; finalmente, reuniendo todos los datos elabora el certificado energético y calcula la eficiencia energética del inmueble mediante los procedimientos autorizados por el ministerio de industria.

Una vez obtenida la calificación energética el técnico establecerá algunas medidas de mejora y reforma, pero todo dependerá del propietario si las realiza o no.